bases para maquillar

¿Para que Sirve una Base?

La base de maquillaje es un cosmético que utilizamos en el rostro para cubrir manchas e imperfecciones, contribuye además a realzar las facciones naturales que tenemos y emparejar el tono de la piel. Algunas bases, incluso hidratan el rostro y hasta tienen factor de protección solar.

Tipos de Base de Maquillaje

Existe gran diversidad de bases de maquillaje en el mercado y cada una tiene una función determinada o son recomendadas para un tipo de piel en particular.

Conocer los tipos de base de maquillaje te ayudará a la hora de elegir una para ti.

Podemos distinguir los distintos tipos de bases de maquillaje según su forma o textura:

base en polvo para la cara

Base en polvo: Viene en dos formatos, polvos sueltos o compactos. Ésta es la base de más rápida aplicación, se suele utilizar para retocar el maquillaje cuando es necesario y no estamos en casa o cuando no llevamos todos los productos con nosotros. Este tipo de base suele ser de utilidad para las personas con piel grasa.

base mousse textura

Base tipo mousse: Es de cobertura ligera y se recomienda para pieles sensibles. Tiene un acabado aterciopelado cuando se seca, como si hubiésemos aplicado polvos.

base liquida

Base líquida: Alcanzan distintos tipos de cobertura, pero las más liquidas son perfectas para darle una apariencia natural al rostro ya que se ven muy ligeras. También tienen distintos acabados:

Hidratante: Recomendada para pieles secas, aporta luminosidad al rostro para que no se vea reseco.

Con acabado mate: Cubre más las imperfecciones del rostro y cuando se seca no brilla, se la recomienda para pieles mixtas o grasas.

Una novedad dentro de las bases líquidas son las bases cushion, que son muy utilizadas en los países asiáticos.

BB cream: Generalmente es de baja cobertura y nos sirve para emparejar el tono de la piel, además contienen sustancias hidratantes. Da un resultado muy natural, como si no se llevara maquillaje en el rostro.

base cremosa

Base en crema: Más densa y cubritiva que las bb cream. Se recomiendan para aquellas que tengan más imperfecciones en su piel y también para personas con pieles maduras.

base en barra

Base en barra: Al ser más densa, suele otorgar más cobertura. Es recomendable para pieles mixtas o secas, aunque hay algunas que también son aptas para pieles grasas.

Como elegir una Base

Al momento de elegir una base de maquillaje, muchos caen en el error de probar el tono en el brazo o sobre la mano, hacer esto hará que elijamos un tono equivocado, por este motivo, cuando quieras comprar una nueva base de maquillaje debes probar el tono en tu cara o cuello, ya que es donde te la vas a aplicar. Tendrás que elegir la que mejor se adecue a tu tono de piel, sin embargo, a veces no hay una que se ajuste perfectamente a nuestro tono, y en esos casos es mejor optar por una base ligeramente más clara, ya que cuando la apliques podrás disimular la diferencia de color utilizando otros productos.

Además deberás tener en cuenta que no vas a usar el mismo tono de base para invierno y verano, porque tu tono de piel va a variar según la exposición al sol que tengas. Lo ideal es que tengas dos bases de maquillaje, una que se adecue a tu piel en el invierno y otra que se asemeje al tono de tu bronceado en verano.

Otro factor importante a la hora de elegir tu base ideal es que tengas en consideración el subtono de tu piel, es decir, si tiendes a una piel rosada, a una amarilla o si tienes un tono neutro. Es importante que identifiques qué subtono tiene tu piel para que elijas una base con el mismo, así será más sencillo encontrar un color que quede perfecto en tu rostro.

Elige la base que más te guste, si tienes piel grasa deberías optar por bases con acabado mate, mientras que si tienes piel seca lo mejor sería una hidratante. Si quieres algo más duradero, puedes elegir una base a prueba de agua también.

Como aplicar correctamente una Base

A veces es complicado que nuestra base de maquillaje se vea bien y queremos lograr un mejor acabado, por eso hoy te explicaremos como aplicar tu base paso a paso.

-Limpia tu piel: Es importante que la piel esté completamente limpia antes de aplicar nuestra base de maquillaje. Lava bien tu rostro con un jabón facial y luego de haber enjuagado, seca tu rostro dando toquecitos, utilizando una toalla limpia.

-Hidrata el rostro: La hidratación de tu piel también va a influir en el acabado final de tu base, utiliza la crema hidratante para rostro de tu preferencia y deja que se absorba bien.

-Aplica primer: Este es un paso opcional, pero ayudará a que tu piel se vea más lisa y a que la base de maquillaje se adhiera mejor a tu rostro para que dure más. Aplica una pequeña cantidad de prebase en la zona “T” de tu rostro y en las mejillas, distribuyela utilizando la yema de tus dedos y deja que se asiente.

-Aplica la base: Pon un poco de la base en la zona central de tu cara, en pequeños puntos o rayas y extiéndela sobre todo tu rostro utilizando una brocha de maquillaje, una esponja húmeda o la yema de tus dedos, asegúrate de que no queden espacios sin producto en tu rostro y difumina muy bien. El excedente de base que haya quedado, llévalo por el cuello para asegurarnos de que no se vea como una máscara.

Si aplicaste tu base con una brocha y quedaron líneas marcadas, utiliza una esponja para dar toquecitos sobre tu rostro para que se difumine muy bien y quede una capa pareja.

Si quieres más cobertura aplica una capa más y repite los pasos, siempre es mejor construir de a poco la cobertura que aplicar una capa muy gruesa desde el inicio.

Si no conseguiste una base de tu tono, elige una que sea levemente más blanca, podrás corregir el color y adaptarlo a tu piel cuando apliques tu bronceador, contorno o los polvos para sellar.

Y listo, siguiendo estos pasos habrás conseguido tener una aplicación perfecta.